New York Fashion Week S/S 2014: ZAC Zac Posen (LookBook)

collage

En su soleada, en la sala de exposición del centro en la mañana del miércoles, Zac Posen era igual de empresario en partes y diseñador. “Este vestido tiene sesgo en el nivel de precios”, dijo, mostrando las curvas en un ralo, vestido de amarillo. Y entonces, con un toque de orgullo, “todo se hace en Estados Unidos.” Un enfoque en el precio es el punto de partida de Posen con su segunda línea, donde, dijo, fabricación dirige el programa. Esta temporada se crea en base huellas en su colección de textiles asiáticos y se centró en los códigos clásicos americanos como baño y ropa deportiva. El resultado fue un poco de algo para todos: marcas costuras sirena de Posen en mandarina tramo de la pala, gasa, vestidos aleteo de manga en estampados florales castas para la muchacha femenina, y pijama separa que podría pasar como un traje de dudosa reputación, alguien afortunado. No tenía todo el rato juntos, un tiro de python aquí, un vestido de cóctel de lamé de oro no, pero eso probablemente no va a importar al por menor. Mientras Posen está preocupado, como él mismo dijo, “las líneas que se ven bien en el cuerpo,” las mujeres van a responder. Para sacar el máximo provecho de la construcción ergonómica de Posen, omita los ocupados faldas de largo-ish agobiado por los volantes y la cabeza para algo más simple. Los vestidos largos de día eran sencillas y bonitas, y un vestido del tanque V-cuello en piel estampada era perfectamente sexy sin adornos adicionales.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

In his sunny, downtown showroom on Wednesday morning, Zac Posen was equal parts businessman and designer. “This dress has bias at the price point,” he said, showing off the curves on a wispy, yellow frock. And then, with a touch of pride, “everything is made in America.” A focus on price is Posen’s starting point with his secondary line, where, he said, fabrication steers the agenda. This season he created prints based on his collection of Asian textiles and focused on classic American codes like swim and sportswear. The result was a little bit of something for everyone: Posen’s trademark siren seams in stretch tangerine for the vamp; gauzy, flutter-sleeved dresses in chaste floral prints for the girly girl; and pajama separates that could pass as a suit for a louche, lucky someone. It didn’t all hang together—a shot of python here, a gold lamé cocktail dress there—but that likely won’t matter at retail. As long as Posen is preoccupied with, as he put it, “lines that look good on the body,” women will respond. To make the most out of Posen’s ergonomic construction, skip the busy, long-ish skirts weighed down by ruffles and head for something simpler. The long dresses for day were straightforward and pretty, and a V-neck tank dress in printed leather was perfectly sexy without any extra embellishments.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s