New York Fashion Week S/S 2014: Pierre Balmain (LookBook)

collage

La exposición de moda Punk: caos a la costura podrían haber terminado su recorrido en el Museo Metropolitano de arte, pero nunca se desplomará obsesión de la moda con ese movimiento involuntario con estilo. O, al menos, eso es lo que la casa de Pierre Balmain está apostando para la primavera. El equipo de diseño, que presentó su colección en formato digital otra vez esta temporada, creada una serie de conceptos básicos de capas que incluía las polainas de cuero con cordones para las mujeres, tanques con sisas de estirado para chicos y pantalones blancos para todo el mundo.
Si jeans blancos no suenan a muy punk, es porque el asunto era pulido con limpio, acentos de principios de los años noventa. Una medias corte del dril de algodón negro mini y mallas, por ejemplo, fueron emparejados con un atractivo, negro fresco había recortada de cuello alto y una chaqueta de algodón blancas anchas. Una chaqueta de la motocicleta de gran tamaño era capas sobre un mini con un escote de corte — perfecto para Cindy Crawford en sus días de Pepsi-chica. Y para los hombres, una camisa blanca utilitaria, mangas, cuello corto — fue usado con jeans negros y el último accesorio punk: un cinturón con tachas.
Algunos artículos — un suéter con cuello roto-para arriba, una sudadera perforado — pudo haber tomado el tema un poco demasiado lejos. Después de todo, un verdadero rebelde permite ese tipo de descomposición ocurren en su propio. Pero para aquellos con punk en sus corazones, no sus cuentas bancarias, Pierre Balmain podría ser la nueva marca de acudir.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

The fashion exhibition Punk: Chaos to Couture might have ended its run at the Metropolitan Museum of Art, but fashion’s obsession with that unintentionally stylish movement will never subside. Or, at least, that’s what the house of Pierre Balmain is betting on for Spring. The design team, which presented its collection in digital format again this season, created a range of layering basics that included lace-up leather leggings for women, tanks with stretched-out armholes for guys, and white jeans for everyone.

If white jeans don’t sound very punk, that’s because the whole thing was polished up with clean, early-nineties accents. A cutoff black denim mini and fishnet tights, for instance, were matched with a sexy, cool black cropped turtleneck and a white broad-shouldered cotton blazer. An oversize motorcycle jacket was layered over a mini with a cutout neckline—perfect for Cindy Crawford in her Pepsi-girl days. And for the men, a utilitarian white shirt—short sleeves, collarless—was worn with black jeans and the ultimate punk accessory: a studded belt.

A few items—a sweater with a ripped-up collar, a holey sweatshirt—might have taken the theme a bit too far. After all, a real rebel lets that sort of decay happen on its own. But for those with punk in their hearts, not their bank accounts, Pierre Balmain could be the new go-to brand.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s