New York Fashion Week S/S 2014: Sally LaPointe

collage

En el diseño de esta colección, Sally LaPointe tuvo que ver a un montón de flores mueren. Mantenerlos en el celofán de deli llegaron a, ella hizo un Consejo de estado de ánimo de sus Ramos, nunca regué y los fotografió diariamente hasta que se marchita y seca. Las fotos se convirtieron las huellas, y en vez de la colección están en decadencia, se convirtió en volver a la vida. “Es positivo,” insistió LaPointe, refiriéndose a su mensaje el día antes de su actuación — positiva e incluso, a veces, muy bonita. Las miradas de polvo rosa que abrieron el show tuvieron una sensación hermosa, lánguida. Ellos drapeado con gracia el cuerpo y se quedó equilibradas incluso cuando múltiples materiales y capas estaban en juego, como el cordero largo chaleco y jersey vestido de esmoquin en capas sobre un cuello alto de organza y seda superior en el primer vistazo. El efecto de flor fue evidente en un corpiño de organza cloque la felpa que ondulado como un tulipán sobre un tallo de lentejuelas mate; era súper femenino y sexy en silencio. Cinturones de Stingray de decana del arnés de cuero Zana Bayne siguieron las curvas orgánicas de la ropa, pero los neckpieces angulares proporcionan una sacudida de la colección no necesita la dureza. Como mola como estaban, habría estado bien para que la ropa quede suave. Un windowpane impresión Lucía fresco en una chaqueta del telar jacquar cocooning, pero leyó como demasiado literal en un vestido de fiesta con una superposición de organza. El mejor huellas de las flores ellos mismos. Saturadas y exuberante, llegaron a la vida en vestidos y vestidos de organza celofán. Como los modelos se movió, la luz causaron las flores morfo y cambio; los vestidos proyectan una vitalidad elegante. Inesperadamente romántica y vital, eran prueba de que LaPointe había devuelto a sus musas a la vida.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

In designing this collection, Sally LaPointe had to watch a bunch of flowers die. Keeping them in the deli cellophane they arrived in, she made a mood board out of her bouquets, never watered them, and photographed them daily until they withered and dried. The photos became the prints, and instead of the collection being about decay, it became about coming back to life. “It’s positive,” insisted LaPointe, referring to her message the day before her show—positive, and even, at times, very pretty. The powder pink looks that opened the show had a lovely, languid feel. They draped gracefully off the body and stayed balanced even when multiple materials and layers were at play, like the long lambskin vest and jersey tuxedo dress layered over a high-collared organza and silk top in the first look. The flower effect was apparent in a plush cloque organza bustier that undulated like a tulip over a matte sequin stem; it was super-feminine and quietly sexy. Stingray belts by leather harness doyenne Zana Bayne followed the organic curves of the clothes, but the angular neckpieces provided a jolt of toughness the collection didn’t need. As cool as they were, it would have been nice to let the clothes stay soft. A windowpane print looked fresh on a cocooning jacquard jacket, but it read as too literal on a party dress with an organza overlay. The best prints were of the flowers themselves. Saturated and lush, they came to life on dresses and gowns in cellophane organza. As the models moved, the light caused the flowers to morph and shift; the dresses projected a sleek vibrancy. Unexpectedly romantic and vital, they were proof that LaPointe had brought her muses back to life.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s