New York Fashion Week S/S 2014: Charlotte Ronson (Lookbok)

collageEntre bastidores en Charlotte Ronson, el diseñador describe su hija: “ella es un parisino en Nueva York. Ella es estudiosos e intelectuales, pero a ella le gusta divertirse. Los vestidos son dulces, pero puedes ver el cuerpo debajo de”. Femenina con un toque de marimacho es una especialidad de Ronson — tiene un don para mantener las cosas en el lado fresco del bonito — y el resultado es siempre alegre (la chica de Ronson es quien hizo la escuela secundaria parezca fácil). Ronson es inteligente bellezas tienen gafas y collares de placa que deletreado a “biblioteca” — junto con “Gamine” y “Tomboy” — usar con sus vestidos de algodón seersucker, tapas de ojal y Peter Pan collares. Pero, como había prometido el diseñador, no todas las sesiones de estudio. Ese top ojete vino recortado, y el vestido seersucker tenía la espalda abierta. Los recortes fueron un tema recurrente y la gráfica en blanco y negro cereza impresión tenía un borde descarado. El vestido de cuero blanco que Ronson llevaba con cremallera separado totalmente en el estómago, dejando una tapa independiente, o, si mantienes unió, la opción de exponer tanto la piel como se desee; veía muy bien en el diseñador, así como en el modelo que lo llevaba. Ronson encontró su surco esta temporada. El ambiente era refrescante y discreto, la musa encantador y las piezas especiales.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Backstage at Charlotte Ronson, the designer described her girl: “She’s a Parisian in New York. She’s studious and intellectual, but she likes to have fun. The dresses are sweet, but you can see the body underneath.” Feminine with a tomboy twist is a Ronson specialty—she has a knack for keeping things on the cool side of pretty—and the result is always lighthearted (the Ronson girl is the one who made high school look easy). So Ronson’s brainy beauties got glasses and nameplate necklaces that spelled out “Bookworm”—along with “Gamine” and “Tomboy”—to wear with their seersucker gingham dresses, eyelet tops, and Peter Pan collars. But, as the designer promised, it wasn’t all study sessions. That eyelet top came cropped, and the seersucker dress had an open back. Cutouts were a recurring theme, and the graphic black-and-white cherry print had a cheeky edge. The white leather dress Ronson wore zipped apart completely at the midriff, leaving a standalone top, or, if you kept it attached, the option to expose as much skin as desired; it looked great on the designer as well as on the model who wore it. Ronson found her groove this season. The mood was refreshingly low-key, the muse charming, and the pieces special.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s