New York Fashion Week S/S 2014: Brandon Sun (LookBook)

collage
“Im un diseñador Prêt-à-Porter, también”, dijo Brandon Sun en su presentación del Lincoln Center. Sun, quien dirigía los programas de piel en J. Mendel y Oscar de la Renta antes de lanzar su propia línea en 2011, quería mostrar sus otros talentos esta temporada, así que sólo usó el material suave con moderación en su colección.
En cambio, centró en color y forma, con samuráis femeninas del Japón feudal, llamado onna-un bugeisha, como musa. La referencia fue sutil, pero que era visible en las siluetas del vestido japonés. Por ejemplo, un chaleco cuello rubor seda rosa llevaba un vestido recto, por debajo de la pantorrilla en el mismo color, con inserciones de color de amapola y la tubería blanca agregando un elemento deportivo.
El estampado geométrico se basó en Katsura, los laberínticos villa imperial en la ciudad de Kioto. Mejor fue representado en una falda gris-vestido emparejada con un shell mera rayado y un chaleco blanco largo, sin cuello, que también fue impreso con el patrón del puzzle. Y mientras que el sol no quiere vivir en la piel, lo poco que mostró fue notable, particularmente cuando era naranja teñido caliente y aplicado en un impresión del intarsia con una falda lápiz Noriko crema. El trabajo del sol es guapo, y obviamente posee la habilidad y la curiosidad intelectual para crear ropa interesante. Pero aún no está bien. La colección, a pesar de su ejecución cuidadosa, carecía de la energía que poseen los más excitantes nuevos diseñadores. Las cosas serían un poco más convincentes si el sol se dejó hacer que un par de no-tan-safe se mueve. Definitivamente tiene en él.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

“Im a ready-to-wear designer, too,” said Brandon Sun at his Lincoln Center presentation. Sun, who ran the fur programs at J. Mendel and Oscar de la Renta before launching his own line in 2011, wanted to show off his other talents this season, so he only used the soft stuff sparingly in his collection.

Instead, he focused on color and shape, with feudal Japan’s female samurais, called onna-bugeisha, as muse. The reference was subtle, but it was visible in the Japanese robe silhouettes. For instance, a collarless silk blush pink vest was worn over a straight, below-the-calf dress in the same color, with poppy-colored insets and white piping adding a sporty element.

The geometric print was based on Katsura, the mazelike imperial villa in the city of Kyoto. It was best represented on a gray knee-length skirt paired with a sheer striped shell and a long, collarless white vest, which was also printed with the puzzle pattern. And while Sun didn’t want to dwell on fur, the little that he did show was notable, particularly when it was dyed hot orange and applied in an intarsia print to a cream split-front pencil skirt.

Sun’s work is good-looking, and he obviously possesses the skill and intellectual curiosity to create interesting clothes. But he’s not quite there yet. The collection, despite its careful execution, lacked the energy that the most exciting new designers possess. Things might be a little more compelling if Sun let himself make a couple of not-so-safe moves. He definitely has it in him.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s